Una huerta casera es un espacio donde siembras flores o hierbas y frutas que puedes consumir. Es un hobbie entretenido que te brinda varios beneficios. Descubre cómo tener una en casa.

La tendencia de una vida saludable, libre de químicos, sin crueldad con los animales y amigable con el ambiente ha generado conciencia en torno al origen de los productos que consumimos. Tener una huerta en casa y cultivar tus propios alimentos es sinónimo de salud.

Tus hierbas y alimentos serán libres de pesticidas y siempre estarán frescos para usarlos en la cocina. Puede ser un incentivo para que toda la familia consuma más verduras y también es una buena idea para que los niños crezcan en contacto con la naturaleza y desarrollen un sentido de respeto, cuidado y conservación hacia ella.

Plantando en familia

Por otro lado, reducirás gastos, tendrás un hermoso elemento decorativo en tu hogar y reducirás estrés, pues es una actividad tranquila y silenciosa y, de hecho, se usa como terapia para personas mayores. 

A continuación te contamos cómo tener una huerta en casa: 

¿Dónde ubicarla?

Tener poco espacio no es una excusa. Solo escoge un lugar que reciba por lo menos dos horas diarias de sol directo. Si tu casa tiene mucha entrada de luz a lo largo del día,  podrás ubicarla donde quieras. Y si tienes espacios con poca luz, la mejor opción serán los balcones o las ventanas. 

¿Qué sembrar?

Acelgas, espinacas y lechugas

Son muy fáciles de cultivar y mantener. Pueden desarrollarse muy bien con bastante luz y suficiente agua. Sin embargo, ten cuidado con el riego excesivo. La acelga puede recogerse unas ocho semanas después de plantada. Resiste muy bien enfermedades y plagas. Por su parte, las espinacas y las lechugas necesitarán un suelo muy rico en fertilizantes, de lo contrario sus flores crecerán muy rápido y sus hojas serán pequeñas.

Plantar lechugas

Ají

El ají crece muy bien en la semisombra. Necesita un suelo muy bien abonado y de un riego abundante, mas no frecuente. Los frutos no se deben mojar porque se pueden pudrir. Si la planta llega a ser muy alta, ponle una varita para guiar su crecimiento.

Albahaca

Es muy fácil de cultivar y muy resistente, especialmente en climas cálidos. Su riego debe hacerse en cuanto se vea el suelo seco y debes protegerla de los fuertes vientos. Corta sus flores apenas aparezcan para que su sabor se mantenga y cosecha las hojas más maduras cuando quieras consumirlas.

Menta y orégano

Ambas plantas tienen un cultivo similar, pues prefieren la semisombra. Por su parte, la menta se reproduce fácilmente, llegando incluso a ser invasiva. Requieren de un suelo muy bien drenado y riego moderado. Podrás cosechar alrededor de un tercio de las hojas en cuanto sus ramitas alcancen una considerable altura.

Zanahoria 

Es fácil de cultivar y tiene altas propiedades nutritivas. Lo más importante es mantener la humedad de la tierra, aunque una vez comienzan a crecer pueden separarse por más tiempo los riegos.

Plantar zanahorias

Herramientas y tips básicos

Además de tener maceta, regadera, guantes, palita para plantas, rociador y fertilizantes (si no te inclinas por lo orgánico), semillas y tierra, hay otros elementos clave a tener en cuenta: 

Abonos: 

  • Estiércol: es muy rico en nitrógeno y su liberación es lenta, sus componentes nutricionales dependerán del animal del que se obtiene.
  • Humus de lombriz: este abono orgánico se obtiene de las lombrices, que consumen diferentes restos vegetales y orgánicos.
  • Compost: es orgánico y se produce por la descomposición de deshechos vegetales como ramas, hojas, y restos de fruta, plantas o césped. Es un abono de alta calidad y fácil de obtener. 
Abono para plantas

Drenaje en las macetas: deben permitir eliminar el exceso de agua para que las raíces no se asfixien ni se pudran. Por lo tanto, si el recipiente no tiene huecos, es necesario abrirlos manualmente en la base. 

Tratamientos contra plagas, insectos y fungicidas: intenta que sean orgánicos y naturales para que no suponga ningún riesgo de contaminación e intoxicación humana. El agua de ajo o de cola de caballo son buenas opciones.

Déjanos tus comentarios